GOB BC

sábado, 31 de enero de 2015

ABUSO DE PODER DE MINISTERIALES PARA NO PAGAR “EL DISH” EN TIJUANA Y EL CASO QUEDA IMPUNE

PRIVARON DE LA LIBERTAD A UN TRABAJADOR (QUE SE LOS CORTO) POR MALAPAGAS Y LO METIERON A LA CELDAS



Tijuana BC 30 de enero de 2015 (AFN).- Agentes estatales del grupo de “Robo de Vehículos” de esta ciudad detuvieron ilegalmente por algunas horas a un proveedor de un sistema satelital de televisión, molestos porque les estaba cobrando un retraso de tres meses en su pago del servicio recibido y ahora lo amenazan de muerte para que no haga público lo ocurrido.
  Mariano Rafael Soto Cortez, quien labora como instalador de antenas de la compañía Sky, denunció en Agencia Fronteriza de Noticias, la situación que vive desde 2013, cuando los agentes investigadores lo mantuvieron durante varias horas en las instalaciones de la Procuraduría y le tomaron fotografías supuestamente para “ficharlo” con su propia IPad.
  La víctima de 38 años, quien asegura temer por su vida, narró que el pasado diciembre del año referido acudió a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) para cobrar un retraso por el pago de tres meses en el servicio instalado de televisión satelital en ese mismo lugar.

  Dijo que al no recibir el dinero demandado, procedió a cortarles el servicio en esas instalaciones pero que al salir de las instalaciones, el agente Gabriel Ibarra Cárdenas lo detuvo, por lo que intentó zafarse, sin embargo llegaron otros elementos: “eran como seis” y lo metieron a las oficinas del mencionado grupo: “ahí acudieron cinco policías más y entre todos me empezaron a golpear”.
  Recordó que entre los policías que lo derribaron al piso y lo patearon estaban el jefe del área de Robo de Vehículos, Óscar Salazar Serrano y el subjefe, César Arturo Aguayo Villalbazo.
  “Después de que me pusieron una friega me metieron a una celda”, en la cual afirmó que estuvo detenido durante horas; el agente Gabriel Ibarra Cárdenas le tomó fotografías a manera de burla con un Ipad, propiedad del mismo Soto Cortez.
Ahí, el oficial Aguayo Villalbazo lo amenazó con “darle piso”, o con que le iban a “sembrar” droga, si no se dejaba de (…).
 Luego de varias horas retenido en la celda fue puesto en libertad, pero dos semanas después –en enero 2014- Soto Cortez presentó una queja ante Asuntos Internos de la Visitaduría de PGJE, con el número IAT/002/2014, en la cual se solicita investigación de las faltas administrativas cometidas por estos servidores públicos.
  Soto Cortez, también presentó una queja con número 44014 en la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), donde lo atendió Norma Lucero Limón, “ahí no hicieron nada”.
Hasta la fecha, aseguró que su caso sigue impune, pues no ha recibido respuesta por las autoridades correspondientes, no obstante manifestó que constantemente recibe amenazas telefónicas de parte del agente Aguayo Villalbazo.
 Por su parte y a manera de “protección”, los agentes ministeriales de nombre César Arturo Aguayo y Gabriel Ibarra Cárdenas denunciaron  a Soto Cortez por difamación, ante la Agencia del Ministerio Público del aérea de “patrimoniales” ya que en principio llevó su queja a otros medios locales.
  El denunciante asegura que como consecuencia de la tortura que sufrió, ahora padece diabetes, además de que se separó de su pareja y su familia, debido a las constantes amanezcas que actualmente recibe: “es muy difícil vivir así”, refirió.
  En contraparte y a dos años de iniciar el procedimiento Judicial por las agresiones que sufrió por parte de los agentes ministeriales, insistió en que “el caso sigue impune y mis agresores disfrutan de su libertad”, pues no ha recibido respuesta por parte de las autoridades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario